Padecía de ingratitud severa y murió de una sobredosis de egoísmo fulminante




























28 de marzo de 2013

Como a mis más  grandes amores  me lo  trajo el inicio de la primavera!
Floreció  las   horas de mi reloj con su llanto y su sonrisa
  Tejí con hilos del  alma sabanas para su cuna y su primera camisa.
! Hijo de la carne  de la que de mis venas naciera 
 A mi Dios bendito  Dios tengo que  agradecer que  te trajera
Feliz cumpleaños mi nieto amadisimo!

1 comentario:

Anónimo dijo...

Me puebla un bosque de palabras, entonces, me pregunto, ¿por qué no encuentro las que quiero para expresar lo que siento?

Dios te bendiga, Fausto.